Icónicas

Sofonisba Anguissola: primera mujer pintora representante del Renacentismo

Sofonisba Anguissola nació en Cremona (Italia) en 1535. Es considerada como la primera mujer pintora de éxito en la corriente Renacentista.

Usó técnicas de retrato y autorretrato, además estableció nuevas reglas en el ámbito del retrato femenino. La trayectoria que logró desarrollar ha resultado como antecedente para muchas mujeres retratistas que se les excluyó de la enseñanza académica, de gremios o talleres.

De pequeña acudía al estudio de Bernardino Campi, un conocido retratista, y ahí recibía parte de su educación artística. Sofonisba al realizar la técnica del retrato buscaba poses desenfadadas e inusuales en la época, las cuales demostraban el espíritu innovador que tenía.

Esta artista ha dejado un legado de un total de 50 obras. Muchos de sus cuadros son expuestos en las galerías que están en Bérgamo, Dudapest, Madrid (en el Museo del Prado), Milán (Pinacoteca de Brera), Napolés, Florencia (Galería Uffizi) y Siena. Además, la obra de Sofonisba ha tenido enorme influencia en las generaciones posteriores a su existencia. Una de sus obras más copiada ,en España, es el retrato que realizó de la Reina Isabel de Valois con una piel de marta cibelina.

Sofonisba es considerada un referente histórico, sobre todo para las mujeres, porque al vivir en un época donde las mujeres eran obligadas a tener cierta lejanía al arte, su éxito abrió el camino para que otras mujeres puedan desarrollar sus carreras artísticas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *